miércoles, 12 de noviembre de 2008

Eleanor Rigby

El año 1966 nos regaló tres de los mejores álbumes de la historia: Blonde On Blonde de Bob Dylan, Pet Sounds de The Beach Boys y Revolver de The Beatles. En este último están incluidas joyas como Rain, I'm Only Sleeping o Eleanor Rigby.

Siempre me gustó esta última canción. Recuerdo la primera vez que la oí. La puso mi profesora de música en un tocadiscos en cuarto o quinto de la antigua E.G.B. Me encantó el vaivén de las voces -como en una montaña rusa-, los coros, la estupenda vocalización, la cantidad de instrumentos que parecían sonar a pesar de ser una canción de rock...

La historia de la personaje ha estado oculta hasta hoy.

Paul McCartney explicó en el mismo año de su edición que tomó el nombre de Eleanor de Eleanor Bron, una joven actriz que debutó en el cine con Help! (1965) de Richard Lester, y Rigby, de una firma de Bristol dedicada al comercio de vino, Rigby & Evens.

En los años ochenta se descubrió una lápida con el nombre de Eleanor Rigby en el cementerio de la escuela de San Pedro, en el barrio de Woolton (Liverpool), al que solían ir de adolescentes McCartney y Lennon. "El cementerio de la iglesia de San Pedro era un lugar que John y yo frecuentabamos regularmente, es posible que haya visto la tumba con el nombre y quizás inconscientemente lo haya recordado o relacionado; quizás mi memoria se clavó particularmente en ese recuerdo, o en el nombre, Eleanor. Pero el nombre no me resultaba suficiente, quería un apellido poco común", explicó entonces McCartney.

En 1990 Annie Mawson, directora de la ONG Sunbeams Music Trust, dedicada a ayudar con la música a niños con dificultades de aprendizaje, escribió a McCartney para contarle cómo había ayudado a un niño autista tocando al piano Yellow Submarine (1969). Desde la oficina del músico, Mawson recibió un documento que se va subastar a finales de este mes en la galería Idea Generation de Londres.

El documento, obtenido del libro de cuentas de 1911 de la ciudad de Liverpool, constata que Eleanor Rigby era una criada que trabajó en el hospital de Parkhill y que cobraba un salario de 14 peniques. Estuvo casada y falleció en octubre de 1939 a la edad de cuarenta y cuatro años. Parece ser que no tenía mucho en común con el personaje de la canción, una solterona que tiene una relación con un sacerdote, el padre Mckenzie.



Ah, look at all the lonely people
Ah, look at all the lonely people

Eleanor Rigby picks up the rice in the church where a wedding has been
Lives in a dream
Waits at the window, wearing the face that she keeps in a jar by the door
Who is it for?

All the lonely people
Where do they all come from?
All the lonely people
Where do they all belong?

Father McKenzie writing the words of a sermon that no one will hear
No one comes near.
Look at him working. Darning his socks in the night when there's nobody there
What does he care?

All the lonely people
Where do they all come from?
All the lonely people
Where do they all belong?

Eleanor Rigby died in the church and was buried along with her name
Nobody came
Father McKenzie wiping the dirt from his hands as he walks from the grave
No one was saved

All the lonely people
Where do they all come from?
All the lonely people
Where do they all belong?

7 comentarios:

Elphaba dijo...

Siempre recordaré esta canción sonando en el viejo radio casete de mi padre. Tenía 4 o 5 años, pero me llamaba mucho la atención. Años más tarde me fascinó también su letra.

Soy un desastre para saberme fechas y títulos en cuestiones de música. Qué curioso que coincidieran estos tres pedazo de discos en ese mismo año.

Woody Jagger dijo...

Tengo enormes dudas. No se si me gusta más la canción o el texto que has escrito, amigo Castedo. A continuar. Un abrazo.

SALVATRON dijo...

Amigo Charles ¿tú crees que ésta será de las que le gustan a nuestra amiga Gómez o de las otras?
A mi particularmente me encanta.

E,Gascón dijo...

La verdad que a mí la historia en sí me llama mucho la atención. Tiene algo de...no sé cómo explicarlo. La canción es buena pero la historia...me gusta más la real.

Castedo Merinero dijo...

Elphaba,
coincido en tu fascinación por Eleanor Rigby. Respecto al año, puede que haya sido el de mejor cosecha discográfica de la historia.
Woody Jagger,
debe gustarte infinitamente más la canción.
Salvatrón,
a nuestra amiga Gómez yo ya no sé que le gusta.
E. Gascón,
yo también prefiero más la historia real, aunque también pudiera haberse liado con un cura.
Abrazos.

Amparo dijo...

Qué interesante. Me gusta mucho como lo has escrito, es imposible parar de leer.

Vicente dijo...

Estamos en vena nostálgica ó no? Para mí es una canción preciosa,(tanto la música como la letra), se ponga como se ponga la Gómez. Saludos.