domingo, 8 de marzo de 2009

La primera película

Louis Aimé Augustin Le Prince (Metz, Francia, 1841 - Chicago, 1910), estudió física y química en Leipzig y después de viajar por distintos países, se instaló en Nueva York. Habiendo fracasado en distintos proyectos, empezó en 1885 sus primeros experimentos orientados hacia la captación y proyección de imágenes estereoscópicas.

En aquella época también ideó una cámara con dieciséis objetivos preparados para converger en el mismo punto, obteniéndose una misma imagen desde dieciéis puntos de vista, que era recogida en dos bandas de película de papel enrollable. La proyección la ideó mediante un sistema de diapositivas enmarcadas en madera, difícilmente arrastrables a la velocidad de la reproducción del movimiento. El sistema no funcionó hasta que montó cada fotograma, revelado en negativo y transformado en una transparencia en positivo, con un refuerzo de cristal en un pequeño marco de madera reforzado con cintas de cuero.

Espiado por los hombres de Edison, afamado cazainventos ajenos, volvió a Leeds donde construyó otro aparato con un sólo objetivo que obtenía una imagen más fija. Con él realizó las primeras películas de la historia del cine.

El 14 de octubre de 1888 Le Prince tomó unas imágenes familiares sobre una tira continua de papel Kodak en el jardín de la casa de sus suegros en la ciudad inglesa. La datación es exacta puesto que en el cortometraje aparece Sarah Robinson, su suegra, que falleció diez días después.

4 comentarios:

WOOD dijo...

Una vez más ilustrándome y aprendiendo. Abrazo.

babel dijo...

Estas recuperaciones son una gozada, lástima que haya un material tan breve.
Gracias, no conocía esto.
Saludos!

Vicente dijo...

Carlos, impresionante documento. No sabía de su existencia, fíjate que pensaba que las primeras proyecciones eran de los Lumière en 1895.

Castedo Merinero dijo...

Gracias a vosotros.
Vicente,
lo que pasa es que por aquella época había varios inventores dándole vueltas a la imagen en movimiento pero fueron los Hnos. Lumière quienes hicieron la primera exhibición pública el 28 de diciembre de 1895, momento que se considera el alumbramiento oficial del séptimo arte.
Además de Le Prince hubo otros como Georges Demenÿ que hicieron películas anteriores a esta fecha.